El ayuntamiento de Oiartzun blinda su infraestructura

El Ayuntamiento de Oiartzun, situado al noreste de la provincia de Guipúzcoa en el País Vasco, se encuentra localizado en un espacio natural clave que destaca por su gran riqueza paisajística y ecológica. En sus más de 300 años de historia, el municipio ha sufrido constantes adaptaciones a las necesidades de cada tiempo sin renunciar a sus raíces más tradicionales e históricas.

Como Administración Publica, el ayuntamiento tiene la obligación de facilitar y garantizar que sus ciudadanos tengan acceso a todos sus servicios electrónicos y que dicho acceso se realice de forma segura, con confianza y salvaguardando tanto la información como sus datos personales. Por ello, el ayuntamiento debía poder contar con una infraestructura de ciberseguridad que les permitiese proteger la red local del ayuntamiento y hacer frente a posibles amenazas externas y otras vulnerabilidades, así como tener la capacidad de gestionar sus redes, desde la monitorización de las redes wifi públicas y privadas, su tráfico, el control de los dispositivos que se conectan o el balanceo de su ancho de banda. 

Proteger al municipio evitando potenciales amenazas de ciberseguridad

Conscientes de los peligros actuales de internet, el ayuntamiento de Oiartzun decidió reforzar sus sistemas de TI. Con el aumento en el número y complejidad de las diversas amenazas, tanto las empresas como los organismos públicos se han convertido en objetivo de los ciberdelincuentes, lo que está impulsando la mejora de sus sistemas de seguridad.

Actualmente el ayuntamiento cuenta con una plantilla de 80 trabajadores y proporciona diversos servicios a una población de algo más de 10.200 habitantes que debe proteger. Por este motivo, desde los servicios de TI del ayuntamiento se consideró que era necesario reforzar su infraestructura de ciberseguridad para así prevenir y evitar posibles amenazas de ciberseguridad. El ayuntamiento cuenta con 6 edificios dispersos por el municipio y cuyos sistemas de TI se componen por 80 equipos informáticos, 5 servidores y varios ordenadores con acceso a Internet en su biblioteca pública, y que cada día se ven expuestos a posibles vulnerabilidades de ciberseguridad.

“Las amenazas de seguridad han aumentado y los administraciones públicas debemos ser conscientes de los riesgos de ciberseguridad a los que estamos expuestos. Los peligros son varios y no solamente económicos, sino que debemos enfrentarnos al tráfico de datos personales o la protección de servicios públicos o infraestructuras, que en caso de verse afectados pueden tener grandes consecuencias”, apunta Ibon Aizpurua, responsable de TI del Ayuntamiento de Oiartzun.

Sophos Intercept X y Sophos XG Firewall, una apuesta segura

Ante esta situación y gracias al asesoramiento del implementador Jox System, empresa vizcaína dedicada a prestar servicios y asesoramiento para las áreas de IT, desde el Ayuntamiento decidieron implantar soluciones de seguridad avanzadas que les proporcionase una protección integral tanto en sus servidores como en los puestos de trabajo. Los responsables de TI optaron por las soluciones de seguridad de Sophos, líder global en seguridad para protección de redes y endpoints, dada la sencillez, la escasa intrusión y una relación calidad-precio excelente de todas sus soluciones.

En concreto, el ayuntamiento decidió contratar las soluciones de protección de endpoints de última generación Sophos Intercept X y los firewall Sophos XG. Sophos Intercept X cuenta con tecnología de protección predictiva basada en Deep Learning que permite anticiparse y detectar, gracias al análisis de comportamiento, malware conocido y desconocido antes de que se pueda ejecutar en el sistema y dañar los dispositivos. Además debido a la gestión masiva de datos de carácter personal de los ciudadanos y empleados  del municipio, el Ayuntamiento puede aprovechar las mejoras de la última versión de I      ntercept X que incluyen protección anti-ransomware, prevención de exploits y mitigación de técnicas anti-hacking, como la protección contra robo de credenciales, lo que permitirá evitar el acceso a los sistemas y redes del Ayuntamiento de forma ilegítima.  

Para la protección de su red, el ayuntamiento desplegó los firewall Sophos XG 310 que gracias a una completa protección de última generación es capaz de bloquear amenazas desconocidas y responder de forma automática ante cualquier incidente limitando el acceso a los recursos del sistema. Además los nuevos firewalls ofrecen gran visibilidad sobre los usuarios, apps, amenazas avanzadas y cargas sospechosas, lo que permite a los responsables de TI del ayuntamiento mantener un control sobre todo lo que ocurre en su red.

Seguridad sincronizada: coordinación y fácil gestión

La implementación de ambas soluciones ha permitido la combinar el potencial de la seguridad perimetral junto con la protección más avanzada de endpoints, logrando así la Seguridad Sincronizada de Sophos que permite conectar los equipos y el firewall para conseguir una coordinación y visibilidad excepcional. Gracias a la Seguridad Sincronizada, el sistema se comporta como un solo sistema integrado, comunicándose de forma automatizada y en tiempo real  y compartiendo información para así detectar y prevenir posibles amenazas de seguridad.

Asimismo, el Ayuntamiento no solo ha visto como los niveles de seguridad aumentaban hasta en un 60% sino que la gestión de todos los sistemas se ha simplificado gracias a Sophos Central, la plataforma que permite administrar todas sus soluciones de forma fácil e intuitiva.

“Hemos probado otros proveedores pero no nos ofrecían la simplicidad y calidad de las soluciones de Sophos. Además, los recursos destinados a la administración de los sistemas se ha reducido gracias a su plataforma Sophos Central, que nos ha permitido centralizar, gestionar y mantener el control de todo el sistema de forma increíblemente rápida y sencilla”, asegura Aizpurua.

GonzaloCN
Acerca de 
Administrador de Sistemas/Seguridad informática, adoro las nuevas tecnologías y gadgets. Blogero de pura cepa :)